Eliminar toxinas para una mente y un cuerpo más sano.

El mundo actual es toxico y aunque nos cuidemos, todos acumulamos toxinas en nuestro organismo. Están en todas partes: en el aire que respiramos, en la comida, en los objetos que tocamos e incluso en los medicamentos que tomamos.
Los alimentos están impregnados de pesticidas, el aire está repleto de polución y nuestras mentes se ven afectadas por un estrés severo. Si te sientes cansada/o y debilitada/o, lo más probable es que sufras una sobrecarga de toxinas y necesitas dar un descanso a tu cuerpo para que recupere el equilibrio.

Limpiar tu mente y tu cuerpo te beneficiará desde todos los puntos de vista, desde la salud a la belleza, consiguiendo también una piel más tersa, una mirada más brillante, un toco cutáneo mejor, una reducción de celulitis, un vientre más firme y mucha más energía.
Las toxinas son proteínas o lipopolisacáridos que se instalan en nosotros causando daños. Pero el cuerpo es sabio, posee su sistema de eliminación de toxinas.
Se trata del funcionamiento del hígado, órgano que las metaboliza para ser neutralizadas, convirtiéndolas en formas menos dañinas y solubles en agua que pasan a los riñones y se eliminan con la orina, y también cuando sudamos, de ahí la importancia del ejercicio físico.
Pero cuando el número de toxinas es muy grande, nuestro cuerpo no puede eliminarlas todas por sí solo y eso favorece el envejecimiento prematuro y las enfermedades, no sólo de la piel, también de las células.
Cuando tenemos una sobrecarga de toxinas, nuestro cuerpo nos avisa con síntomas externos tales como cansancio, insomnio, pérdida de memoria y concentración, malas digestiones, retención de líquidos o problemas alérgicos y asmáticos.
No puedes hacer desaparecer los contaminantes externos, como las emisiones de los automóviles, el humo, los rayos solares o la tecnología, pero si puedes construir un sistema inmunológico fuerte para poder hacer frente a esta embestida de la tecnología.

Loading...

El mejor tratamiento es cuidar nuestro organismo:
· Es fundamental llevar una dieta equilibrada.
· Tomar dosis adecuadas de vitaminas, minerales y fibras.
· Beber, como mínimo, de un litro y medio a dos litros de agua al día.
· Los alimentos deben ser naturales, no procesados o precocinados.
También es importante:
· Hacer ejercicio con regularidad, mucho mejor al aire libre, aunque se trate de simples paseos.
· Intentar controlar los niveles de estrés y dormir unas ocho horas diarias.
· Consumir con moderación el café, el té y el alcohol.
· No fumar.

No podremos evitar que las toxinas entren en nuestro organismo pero sí contribuiremos a su mejor eliminación, de tal modo que no puedan acumularse en él causándonos daños.

Loading...

Most Popular

Quis autem vel eum iure reprehenderit qui in ea voluptate velit esse quam nihil molestiae consequatur, vel illum qui dolorem?

Temporibus autem quibusdam et aut officiis debitis aut rerum necessitatibus saepe eveniet.

SALUDINFO © 2018

To Top